lunes, 27 de junio de 2011

ENFERMEDADES DE TRANSMISION SEXUAL

SALUD SEXUAL.
Debemos tener en cuenta que la vivencia de la sexualidad también implica responsabilidad con nosotros mismos y con los demás, es decir con nuestra salud, nuestro bienestar, no solo físico sino también emocional, por tanto, si una persona decide tener relaciones sexuales, esa decisión debe ser responsable.

LAS INFECCIONES DE TRANSMISION SEXUAL (ITS).
Son infecciones causadas por virus, microbios o bacterias y hongos que se transmiten mediante las relaciones sexuales. Se contagian entre personas de distinto sexo o del mismo sexo. Es posible curar una ITS, siempre y cuando se detecte a tiempo y se siga el tratamiento con un profesional correspondiente de salud. Los principales ITS son:
La tricomoniasis.
La candidiasis.
La gardnerella vaginalis.
La chlamydia trachomatis.
El herpes genital.
La sífilis.
La gonorrea.
La condiloma acuminado.
Los microplasmas genitales.
La granuloma inguinal.
El chancro blando.
El SIDA.

SÍFILIS.- La sífilis es una enfermedad producida por un microorganismo llamada Treponema pallidum que penetra en la piel y las mucosas, multiplicándose en el punto de penetración para invadir los ganglios linfáticos, los vasos sanguíneos y la sangre.
Se manifiesta en etapas. La primera es el chancro sifilítico o chancro duro, que son pequeños puntos rojos apenas visibles. La sífilis secundaria se manifiesta entre las seis semanas y seis meses de adquirida la infección y puede extenderse por todo el cuerpo, localizándose especialmente en las palmas de las manos y plantas de los pies. En esta etapa se presentan lesiones en la mucosa oral y vaginal, y puede haber fiebre, dolor de garganta y dolores articulares.
La siguiente etapa, llamada sífilis latente, se produce porque la enfermedad no ha sido tratada. Las manifestaciones externas son más visibles. La etapa de sífilis terciaria se da después de un periodo de latencia de tres a 20 años y aparecen con frecuencia una sustancia gomosa. De otro lado, la sífilis repercute severamente en el embarazo, especialmente en el bebe. Es causa del aborto tardío, retardo en el crecimiento intrauterino, muerte fetal y sífilis congénita.

LA GONORREA.- Es una enfermedad producida por un microorganismo llamado gonococo. Es muy frecuente mundialmente. Se manifiesta con secreciones de color amarillo verdoso, dolor y sensibilidad pélvica; y, cuando se localiza en el ano hay escozor, irritación, la defecación es dolorosa y hay secreción anal. Puede ser crónico si no es tratado a tiempo.
La gonorrea es una de las enfermedades infecciosas bacterianas más comunes y es más frecuentemente transmitida durante las relaciones sexuales, incluyendo las relaciones vaginales y tanto el sexo oral como el sexo anal.
Cuando la infección se disemina a las trompas de Falopio, lo cual ocurre de 10 a 15% de las mujeres que padecen gonorrea no tratada, se le llama EPI o enfermedad pélvica inflamatoria. Si las bacterias se diseminan más allá de las trompas de Falopio, pueden propagarse al espacio abdominal y causar una infección grave llamada peritonitis. La bacterias también se pueden diseminar hacia el torrente sanguíneo y causar gonococemia y puede localizarse en una articulación y causar artritis gonocócica.

LA TRICOMONIASIS.- Es una enfermedad de transmisión sexual, producida por la triconoma vaginalis, parasito unicelular y flagelada que afecta el tracto genito urinario en ambos sexos. Se transmite cuando se comparte toallas, equipos de irrigación e instrumentos contaminados.
Este parasito se localiza en la vulva, la vagina, el cuello uterino y las vías urinarias. Se manifiesta mediante la secreción de abundante espuma de color verdoso maloliente; el cuello uterino muestra un aspecto rojizo de fresa.

LA CANDIDIASIS.- Producida por hongos del grupo “Cándida”. Se presenta en mujeres no gestantes aunque en mayor grado en las embarazadas. Se localiza entre la vulva y la vagina. Parece una levadura en forma oval. Se manifiesta con flujo de color blanco, inoloro, con aspecto de leche cortada. El escozor se acentúa en la fase premenstrual. En el varón hay lesiones discretas en el pene.

LA CONDILOMA ACUMINADO.- El condiloma acuminado es una lesión en la región genital, causada por el Papilomavirus Humano (HPV). La enfermedad es también conocida como cresta de gallo, higuera o caballo de cresta. El HPV provoca verrugas con aspecto de coliflor y de tamaños variables, en los órganos genitales. También puede estar relacionado con el surgimiento de algunos tipos de cáncer, principalmente en el cuello del útero, pero también en el pene y en el ano. Sin embargo, no todos los casos de infección por el HPV causarán cáncer.

LA GARDNERELLA VAGINALIS.- Es un germen generado por la bacteria vaginosis y se presenta en la vagina. Se presenta fluidos de color blanco grisáceo, algo espumosa, de olor fétido. El escozor y el ardor son discretos y el mal olor se intensifica después del coito.

LA CHLAMIDIASIS.- Es una enfermedad muy frecuente y que es producido por un parasito llamado chlamydia trachomatis. Se manifiesta con inflamación pélvica, rotura de membranas antes, durante y después del parto. En el recién nacido aparece conjuntivitis y neumonía, acompañada de diferentes epidemias. En algunos casos se da peritonitis en la mujer.

EL HERPES GENITAL.- es una enfermedad de transmisión sexual ocasionada por un virus llamado Herpesvirus, se caracteriza por la aparición recurrente y de por vida de lesiones vesiculares en el área genital.
Se localiza en el cérvix, vagina, vulva y periné, aunque se puede ubicar en otros lugares dependiendo de la conducta sexual. Son diferentes al herpes que aparecen en la boca o en la piel. Son superficiales y de color grisáceo, muy dolorosas, sensibles y no sangrantes. Cuando hay infección el dolor es intenso y molesta cuando se micciona.

LA MICROPLASMAS GENITALES.- Son microorganismos que son adquiridas por las personas promiscuas especialmente. Se ubican en el aparato genital y producen escozor y muchas molestias. Son frecuentes en los medios socioeconómicos bajos, especialmente por la falta de higiene.

LA GRANULOMA INGUINAL.- Es una enfermedad crónica que se presenta en los genitales, en la región perienal y en la región anal, en forma de heridas. Es muy frecuente en las regiones tropicales y subtropicales. Aparece como herida que crece y después se abre en la parte central con aspectos carnoso y expide un olor fétido en la zona de la herida.

EL CHANCRO BLANDO.- Enfermedad que se localiza en los genitales como una herida irregular, dolorosa y que con frecuencia produce inflamación de los ganglios linfáticos. Es muy frecuente en personas de conducta sexual promiscua.

EL SIDA.- SIDA significa síndrome de inmuno deficiencia adquirida. El SIDA representa la etapa final de la infección por el VIH. En las personas que tienen el SIDA, el virus ha debilitado su sistema inmunitario a tal grado que al cuerpo se le dificulta combatir las infecciones y ciertos cánceres.
Los síntomas del VIH son: Fiebre, dolor de cabeza, malestar general y aumento de tamaño de los nódulos linfáticos.

SI DA
 Compartir jeringas, agujas, hojas de afeitar, tijeras...
 Relaciones sexuales con penetración sin preservativo con una persona infectada.
 Embarazo de una mujer contagiada (a su hijo).

NO DA:
Picaduras de insectos.
Animales domésticos.
Compartir ropa, cubiertos, vajilla...
Caricias, besos...
Convivir con personas afectadas.

El SIDA debe ser una preocupación. Siguiendo las medidas preventivas se puede disfrutar de unas relaciones sexuales sanas y gratificantes.
Un seropositivo es un portador del VIH. Un enfermo de Sida es un seropositivo que ha empezado a desarrollar las infecciones características de la enfermedad. Ambos pueden contagiarla.

¿CÓMO PROTEGERSE DE LAS ETS?
Para protegerse contra las enfermedades de transmisión sexual, lo mejor es tener una información completa acerca de sus causas, formas de contagio, tratamiento... Como esto ya lo hemos explicado antes, para completar no estaría de más recordar las siguientes recomendaciones:
 Usar siempre los preservativos cuando haya penetración y durante toda la relación.
 Si no se dispone de preservativo, o simplemente no se desea llegar a la penetración, conviene practicar el sexo más seguro por medio de besos, caricias...
 Realizar una correcta higiene de los genitales.
 No abusar de las duchas vaginales.
 Cambiar de tampones por lo menos tres veces al día.
 Acudir al médico sin ningún miedo cuando aparezca algún síntoma anormal en la piel o mucosas genitales.
 Realizar revisiones ginecológicas de forma periódica.
 No auto medicarse ni abusar de los antibióticos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada